Caparo: Invasiones, deforestación, ecocidio y la decisión de Maduro que nadie acata +Infografía, Audio y Video




En la cuarta república el estado Barinas poseía 810 mil hectáreas (ha) de bosques protegidos como reserva forestal. Desde entonces la deforestación con fines agropecuarios ha sido una práctica cotidiana de la cual no han estado exentas esas áreas, a pesar de haber sido concebidas para conservar tierras y bosques públicos destinados a asegurar la producción forestal y garantizar el abastecimiento de la industria maderera nacional. Pero, con las malas decisiones de algunos jerarcas del Gobierno, la mala administración de los titulares de las carteras ministeriales y el llamado a “invadir” y ocupar tierras, transformó a Venezuela en un campo de anarquía donde invasores de oficio (no campesinos) y mafias colectivas que hablan en nombre de la “Revolución”, destruyen sin piedad el territorio.

Las ocupaciones ilegales e invasiones persisten, a pesar de las decisiones de los órganos administrativos y jurisdiccionales que han ordenado el desalojo. Incluso la decisión del presidente Nicolás Maduro tomada hace meses en su despacho la engavetaron, pero aquí en Las Verdades de Miguel se las traemos para ver si el primer mandatario y su equipo de trabajo las recuerda.

El fallecido presidente Hugo Chávez sobrevoló un día en helicóptero para ir su ciudad natal, Barinas. En un contacto telefónico durante su programa dominical Aló Presidente número 59 esto fue lo que dijo con respecto a la Reserva de Caparo:

 

En la siguiente infografía pueden ver los niveles de degradación y desforestación de la zona:

Imagen satelital donde se muestran las ubicaciones de los depredadores :

 

 

PLAGAS DESTRUYERON EL TRABAJO CIENTÍFICO DE LA ULA

De los bosques de San Camilo, Ticoporo y Caparo es poco lo que queda. De las más de 180 mil ha de estos sólo quedan algunos lotes aislados, uno de los cuales, ubicado en su parte occidental, es mantenido por la Universidad de Los Andes (ULA) desde 1970, cuando lo recibe en comodato, para hacer de dicha Unidad una de sus estaciones experimentales más importantes. En ella se han desarrollado más de 400 proyectos de investigación que han arrojado luces al conocimiento científico y resultados aplicables al manejo forestal sostenible.

Hoy sabemos que esa muestra del bosque húmedo tropical barinés se caracteriza por su exuberancia, gran altura, alta densidad y variación en su composición florística arbórea organizada en tres estratos, más la comunidad baja que se cobija a la sombra de los árboles, el sotobosque, que a su vez es denso y biológicamente rico. Allí cohabitan más de 400 especies vegetales de distintos biotipos (árboles, arbustos, hierbas, lianas y bejucos) y el epifitismo es un rasgo conspicuo. La vegetación sirve de hábitat para centenares de especies de mamíferos, aves, reptiles, anfibios e insectos, muchos de ellos registrados en los 40 años de investigación. Gracias al conocimiento logrado, en 1997 la Universidad, ante la inminente afectación del área y basada en los términos del comodato, decide suspender toda actividad extractiva de madera con el fin supremo de preservar la biodiversidad existente. Tal decisión, tan sabia como oportuna, fue recibida con beneplácito en medios científicos y forestales.

Pero el peligro no ha cesado, las más de 7.000 hectáreas de la Unidad Experimental Caparo aún corre riesgo. Las ocupaciones ilegales e invasiones persisten, a pesar de las decisiones de los órganos administrativos y jurisdiccionales que han ordenado el desalojo. El traspaso de bienhechurías es práctica común, utilizada para burlar la Ley. Hoy son otros los que abren picas y tienden alambres de púas para delimitar parcelas agrícolas y pecuarias que contrarían los objetivos de manejo; amén de la cacería furtiva (danta, monos araña y jaguares) y la extracción ilegal de madera, de la que no escapan las plantaciones experimentales (ensayos de especies), algunas de más de treinta años, en parte arrasadas para elaborar, de manera por demás criminal, estantillos con maderas preciosas (caoba y teca).

La Ley Orgánica para la Ordenación de Territorio dispone para este tipo de área la elaboración del plan de ordenación y reglamento de uso (PORU) para garantizar el logro de los objetivos que se proponen. Es hora de hacer valer el PORU de la reserva forestal Caparo como instrumento jurídico para la acción institucional mancomunada en defensa de tan importante patrimonio forestal. Aunamos nuestras voces para apoyar las iniciativas que llevan a cabo la Dirección de Bosques del Ministerio del Ambiente y la Facultad de Ciencias Forestales y Ambientales de la ULA, para evitar la desaparición total y por siempre de ese pedazo del bosque tropófito piemontano semidesiduo barinés, como se le clasifica en el Mapa de Vegetación de Venezuela (1988).

El área experimental es generación de conocimiento y tecnología, y producción de material genético para la recuperación de las reservas forestales, los bosques del alto llano occidental y el desarrollo de sistemas agroforestales. En Caparo también se juega el futuro forestal venezolano y con él, el de nuestra noble profesión. Salvar la Unidad Experimental Caparo de la motosierra y el fuego es un imperativo nacional por demás categórico.

Cabe destacar que la Reserva Forestal Caparo es el último reducto de selva de los llanos occidentales y la invasión pone en peligro de extinción especies protegidas, como el jaguar, el mono araña y la danta.

 

CRONOLOGÍA DE UN ECOCIDIO:

02/Enero: Grupo de invasores ocupan ilegalmente el sector central de la Estación Experimental Caparo.

03/Enero: Denuncia de la invasión, por parte del Decano, ante la Guardia Nacional de El Cantón.

11/Enero: Denuncia por parte del Decano de la ULA ante la Fiscalía 11 de Barinas.

02 y 03/Febrero: Visita del Decano de la ULA con estudiantes a los diferentes campamentos establecidos por los ocupantes ilegales, en el marco de la práctica de campo de la materia Evaluación de Impacto Ambiental.

21/Febrero: Visita a los ocupantes ilegales realizada por una Comisión Mixta integrada por Minea, GNB, ULA y Fiscalía.

11 y 12/Abril: Visita a Barinas realizada por profesores y estudiantes de la ULA para reuniones con el Minea, Destacamento Barinas de la GNB, Gobernación de Barinas, Guardería Ambiental y ZODI Barinas. Se realizaron protestas al frente del Destacamento y del Minea.

18 y 19/Abril:  Inspección de áreas afectadas por los ocupantes ilegales por una Comisión Mixta conformada por Minea, GNB y ULA.

20/Abril: Reunión en la Estación Experimental con el Ministro del Minea, representantes de INTI Central, ocupantes ilegales y ULA.

24 al 28/Abril: Recorrido y levantamiento de las áreas afectadas por parte de una Comisión Mixta integrada por Minea, ULA, GNB y Proyecto Mono Araña.

03/Mayo: Reunión del Decano con el Ing. Rafael Escalona (Director General de Patrimonio Forestal) y Viceministro de Minea Ing. Renzo Silva.

19/Junio: Recorrido por las áreas afectadas por parte de estudiantes y profesores de varias prácticas de campo de Ing. Forestal.

21/Junio: Reunión en Barinas entre Fiscalía, GNB, Minec y ULA para tratar el tema del desalojo.

22/Junio: Reunión de la ULA con Consejos Comunales vecinos a la EEC para rechazar la presencia de los Ocupantes Ilegales.

22/Junio: Los ocupantes ilegales amenazaron a una profesora y varios estudiantes, les dijeron que no eran bienvenidos y que les iban a impedir el acceso al bosque.

23/Junio: Reunión de ULA, Consejos Comunales y ocupantes ilegales.

24/Junio: Protesta realizada en la redoma de Barinas por Estudiantes y Profesores de la F.C.F.A. exigiendo el desalojo de los ocupantes ilegales de la EEC.

27/Junio: Denuncia realizada por el Decano de la ULA, ante la policía de Santa Bárbara de Barinas, donde se señalan posibles violaciones a la Ley Penal del Ambiente por parte de los ocupantes ilegales.

28/Junio: Reunión del nuevo Director de Patrimonio Forestal Ing. José Guerrero con Alcaldías, ULA, Consejos comunales y Ocupantes Ilegales en la EEC.

04/Julio: Protesta de Estudiantes y Profesores de la F.C.F.A en la sede del Rectorado ULA, para alertar a la opinión pública sobre el ecocidio en Caparo.

01 al 03/Agosto: Recorrido por las áreas afectadas, por parte de estudiantes y profesores, en el marco de la práctica de campo de Ecología de Ingeniería Forestal y Etsufor.

31/Agosto: Reunión del Decano de la ULA con dos legisladores de Barinas para solicitar el desalojo de los ocupantes ilegales.

En el despacho del Gobernador de Barinas fue la última reunión. Se quedó que el desalojo iba a realizarse en un tiempo perentorio. Pasan los días y nada del desalojo que afecta la Reserva de Ticoporo (Caparo) que es el último reducto de selva de los llanos occidentales y la invasión pone en peligro de extinción especies protegidas, como el jaguar, el mono araña y la danta. A continuación el video:

 

PERFIL DE LA ANARQUÍA
  • Son invasores de oficio, no campesinos.
  • No son del municipio ni del estado, se desconoce su procedencia y nacionalidad.
  • Los habitantes de la Reserva rechazan la presencia de estos sujetos.
  • Existe una orden de desalojo emitida por un tribunal legalmente constituido y los encargados de ejecutarla, en flagrante desobediencia, se ha negado a proceder, violando la separación de poderes.
  • Ya se han realizado 5 inspecciones y no hay respuesta del Gobierno Nacional.
  • Estos invasores en actitudes de delincuentes amenazan al personal ULA, estudiantes y a los habitantes de la Reserva.
  • Cada minuto que se atrasa la ejecución del desalojo, se generan daños y gravámenes severos a la República, contribuyendo a un crimen ecológico.
  • No hace falta una gran investigación para darse cuenta que están financiados, la logística para permanecer en el área implica grandes sumas de dinero, desmontando el discurso de que son pobres campesinos. (Mafias en nombre de la “Revolución”).
  • El 5to. Objetivo del Plan de la Patria exige la protección y defensa de nuestro patrimonio natural, es un deber dar cumplimiento a esta ley.
  • No es posible que el Estado venezolano se deje chantajear por estos delincuentes. Se debe ejercer autoridad y actuar apegado a la ley.
  • No es casual que este tipo de acciones se repitan en la Finca Judibana (ULA – El Vigía) y en hatos altamente productivos como la Tachuela en Socopó. ¿Por qué no invaden terrenos ya deforestados y en estado de abandono?
NO LE PARAN BOLAS A LAS DECISIONES DEL PRESIDENTE MADURO

Después de innumerables reuniones y de la solicitud de autorización para emprender las acciones necesarias a fin de detener la depredación y destrucción de Caparo, presentada por Delcy Rodríguez, Vicepresidenta Ejecutiva de la República; Luis Motta Domínguez, Vicepresidente Sectorial de Obras Públicas y Heryck Rangel, Ministro para Ecosocialismo, fue firmada con la aprobación en el punto de cuenta al Presidente el día 22 de junio del presente año donde el mismo Nicolás Maduro puso de puño y letra en el comentario: “Muy urgente”, sabiendo que en Caparo también se juega el futuro forestal venezolano. Pero, ¿quién le pondrá el cascabel al gato?

A continuación los documentos, haga click para ampliar:

¿QUIÉN MANDA A QUIÉN

Parece que las mafias de invasores son más poderosas que muchos personajes del Gobierno. El 9 de agosto el comandante de la Guardia Nacional Bolivariana, MG Richard Jesús López Vargas envía punto de cuenta Nº 9432 al almirante en jefe Remigio Ceballos Ichaso, comandante estratégico operacional, donde somete a consideración la planificación de una operación conjunta donde se involucre a múltiples entes del Gobierno, a dar cumplimiento con el mandato judicial ordenado por el Tribunal Primero de Control del Circuito Judicial Penal del Estado Barinas y aplicar las medidas precautelativas, acordadas por el mencionado tribunal así como para cumplir la instrucción presidencial de Nicolás Maduro del 22 de junio. 

 

Hace pocos días el ministro del Poder Popular para Ecosocialismo, Heryck Rangel, remitió una carta para el Comandante Estrátegico Operacional (CEO), Remigio Ceballos pidiendo trabajar unidos. A continuación el documento:

Las órdenes del Presidente Maduro, del Comandante Estratégico Operacional, del Comandante de la Guardia Nacional Bolivariana, del ministro para Ecosocialismo, de los Tribunales y otros entes no son acatadas. ¿Hay otras personas poderosas detrás de los invasores y qué ganancias tendrán con el ecocidio de Caparo?

 

Aurimar Moncada

lasverdadesdemiguel.tv@gmail.com

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: