Un bufón abrillantado atrás del portón

Al pedir la intervención militar de los Estados Unidos en Venezuela, Ricardo Hausmann ha provocado la ira de tirios y troyanos, como no me considero ni lo uno ni lo otro, a mí no me sorprende el reclamo del ex ministro de CAP. porque él es así; le gusta hacer el papel de payaso escondido, más todavía cuando frecuenta como cantina un burdel escondido en Washington. Por todo ello no se me ocurre sino asumir su llamado como un reclamo de borracho.

Me imagino que Hausmann ya tiene en mente ver en Venezuela una reedición de Guantánamo, con su cárcel tenebrosa y el tribunal de las torturas. Él considera como la cosa más natural del mundo que un día los marines estadounidenses se paseen amenazantes por las calles de Caracas. Hausmann percibe a Venezuela como la oprimida seductora, la cual pide asesinar para eximirse de su mal de ojo.

Las falsedades del ex ministro son mejores que la realidad. Las verdades de lo que ocurre son contundentes; la impopularidad del Presidente, sobre todo entre los jóvenes universitarios y de clase media; igual el inmenso poder clerical utilizado para socavar las bases del mandato y la última, el empeño en fomentar el antichavismo. Sin tomar en cuenta la realidad del país, los sindicatos del Gobierno están encadenados en definir cuestiones electorales mientras la situación adquiere características trágicas. Todo hace pensar que el desapego de los dirigentes del PSUV con el pueblo terminará sin remedio por ser insuperable.

Entretanto, fuera de Venezuela, el saltimbanquis  Hausmann se encarga del marco teórico con el cual van a justificar la intervención militar, con el agravante que ésta no tendría sentido si no hay despedazados, achicharrados y merendados por las boinas verdes; seguramente el ex ministro de CAP sueña con oír de lejos el cuchicheo de los difuntos descomponiéndose.

Miguel Salazar

Periodista. Fundador de Las Verdades de Miguel

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

error: Content is protected !!
A %d blogueros les gusta esto: